jueves, 18 de diciembre de 2008

SIN COMENTARIOS

Dos premios Pulitzer nos presentan dos imágenes definitivas. Año 1994 Kevin Cartes logró el premio con esta fotografía de la niña y el buitre en Sudán.


Y en el año siguiente, 1995, Javier Bauluz, fotógrafo nacido en Oviedo en 1960, obtiene el Pulitzer con esta otra donde un niño intenta despertar a su madre enferma en un campo de refugiados en Zaire.

3 comentarios:

Hanna dijo...

Desgarradora, se me revuelven las entrañas. Muy conmovedoras. Un saludo

Daniel dijo...

Javier Bauluz, es gran fotografo y las fotos, pura denuncia. Impresionantes y clarificadoras, de una realidad, que te produce rabia.

Aida dijo...

Sin palabras. Ojalá imágenes como éstas sirvieran para concienciarnos a todos y de esa manera poner nuestro granito de arena, por pequeño que sea...